Esto es para mayores de 18 años. Si no los tienes, no deberías mirar a través de la cerradura.
Si alguien siente vulnerado su copyright, no tiene más que comunicármelo y retiraré el texto, imagen o sonido en cuestión.

domingo, 25 de abril de 2010

En la doliente soledad del domingo...


Aquí estoy,
desnuda,
sobre las sábanas solitarias
de esta cama donde te deseo.

Veo mi cuerpo,
liso y rosado en el espejo,
mi cuerpo
que fue ávido territorio de tus besos;
este cuerpo lleno de recuerdos
de tu desbordada pasión
sobre el que peleaste sudorosas batallas
en largas noches de quejidos y risas
y ruidos de mis cuevas interiores.

Veo mis pechos
que acomodabas sonriendo
en la palma de tu mano,
que apretabas como pájaros pequeños
en tus jaulas de cinco barrotes,
mientras una flor se me encendía
y paraba su dura corola
contra tu carne dulce.

Veo mis piernas,
largas y lentas conocedoras de tus caricias,
que giraban rápidas y nerviosas sobre sus goznes
para abrirte el sendero de la perdición
hacia mi mismo centro,
y la suave vegetación del monte
donde urdiste sordos combates
coronados de gozo,
anunciados por descargas de fusilerías
y truenos primitivos.

Me veo y no me estoy viendo,
es un espejo de vos el que se extiende doliente
sobre esta soledad de domingo,
un espejo rosado,
un molde hueco buscando su otro hemisferio.

Llueve copiosamente
sobre mi cara
y sólo pienso en tu lejano amor
mientras cobijo
con todas mis fuerzas,
la esperanza.

Texto: "En la doliente soledad del domingo..." de Gioconda Belli

11 comentarios:

Enric Pérez dijo...

Ya veo que la chica está muy doliente. Vamos, que hay que ponerle remedio ya ;·)
Los sentidos y los recuerdos, aunque en muchas ocasiones los llamemos traicioneros, son la mejor máquina del tiempo. En algún momento "doliente" de mi vida, yo también he recordado y he sentido.

Besos, pantera.

panterablanca dijo...

Sí, pero a veces los recuerdos son demasiado hermosos, y duelen mucho, porque nos acordamos de lo que hemos perdido.
Entonces, si hay que ponerle remedio ya, ¿tú cómo lo harías? ;-)
Besos sentidos.

Enric Pérez dijo...

Imagino que no hay que dejar nunca de buscar. La resignación es como la muerte (por eso, ese concepto católico me provoca siempre sarpullido). En el momento más insospechado puedes notar como se eriza el vello de tu cuerpo de nuevo y te sientes más vivo que nunca.

Anna dijo...

Qué bonito poema, Pantera, y qué triste. Hasta la foto, me parece triste...

panterablanca dijo...

ENRIC: Sí, pero a veces cuanto más se busca menos se encuentra :-( Eso sí, qué bonita es esa sensación de sentirse más vivo que nunca, por amor.

ANNA: La foto quizá es un poco melancólica. Me alegro de que te guste el poema :-)

Besos vivos para los dos.

Novicia Dalila dijo...

A mí me gusta la Gioconda esta un montón eh???
Y la foto tb. Mucho :D

Un beso de miércoles, Panther, que no es como los de domingo pero huele a finde :D

panterablanca dijo...

Y a mí también me gusta mucho, Gioconda Belli. Por eso la pongo, claro. Nunca he leído ninguna de sus novelas, pero debería hacerlo porque tienen muy buena pinta.
Un beso fuerte de pantera.

enrique dijo...

Voluptuosa tampoco es mucho, no?
:-)


migisma

panterablanca dijo...

No entiendo tu pregunta. No sé si quieres decir que la chica de la foto no es muy voluptuosa, o si quieres decir que llamar a una mujer voluptuosa, no es decir mucho de ella.
En el primer caso, es cierto, la chica muy voluptuosa no es tampoco, pero la foto obedecía más a un estado de ánimo mío que a un gusto personal :-)
Besos, estos sí, voluptuosos.

enrique dijo...

Me refiero a la chica de tu foto es del mismo biotipo que las de la foto de mi blog...

panterablanca dijo...

Bueno, entonces ya te he contestado :-)))
Besos cálidos.